La coleccionista

Me encanta guardar todo lo que me bientrata (palabra un poco Orwelliana) la vista. Hago colección. Todas las imágenes que hicieron saltar mi temporizador interno. Me han secuestrado alguna vez, me han llegado a preocupar, a dejarme el amargo en la boca, a hacerme llorar. Poderosas imágenes, no las subestimes porque te pellizcarán las entrañas,…